En Vestigios un análisis de restricciones ambientales se define como la limitación total impuesta para la realización de un proyecto sobre un área geográfica determinada debido a las características ambientales, y definida en función de la legislación específica, de la extrema fragilidad del ambiente, de los altos costos que impone la complejidad técnica o tecnológica que requiere la implantación del proyecto y de la incompatibilidad con otros proyectos (Isainer, 1998).

Un análisis de restricciones ambientales permite conocer previamente la descripción y distribución geográfica de las limitaciones ambientales, evitando zonas que, por sus características, se consideren imposibles de intervenir a la hora de realizar un proyecto, obra o actividad, y potenciando la elección de zonas posibles en las que confluyan distintos niveles de complejidad.

análisis de restricciones ambientales
análisis de restricciones ambientales – Fotografía: Sucy Valencia

Esto permite reducir la incertidumbre con respecto a inconvenientes técnicos que se puedan presentar durante la construcción y operación y, por lo tanto, proporciona información confiable sobre las características técnicas que requieren los planificadores o consultores ambientales para comenzar a determinar los costos del proyecto.

Una metodología para establecer el análisis de restricciones ambientales puede abarcar las siguientes actividades: Revisión de cartografía donde se identifique: Áreas protegidas, sitios prioritarios para la conservación de la biodiversidad, vegetación, localidades pobladas, población protegida, infraestructura, sitios de interés arqueológico y patrimonial. Así como, la revisión de información secundaria a partir de fuentes bibliográficas y documentación de instituciones públicas, tales como los instrumentos de planificación territorial vigentes en el área de estudio.